top of page

El fiasco en Afganistán deja ya a EEUU una factura de 2,26 billones de dólares


Fuente: Desconocido


La toma de Kabul por parte de los talibanes durante el fin de semana puso fin súbitamente a dos décadas de presencia estadounidense y sus aliados de la OTAN en Afganistán. Un abrupto desenlace a la misión de combate más larga jamás iniciada por Washington que deja a su paso un desembolso de más de 2,26 billones de dólares, según los cálculos del The Costs of War Project de la Universidad de Brown.


En esta cifra se incluyen más de 143.270 millones de dólares en labores de reconstrucción, algo que supera con creces el Plan Marshall con el que EEUU resucitó a Europa tras la II Guerra Mundial. Sin embargo no incorpora los fondos que el gobierno estadounidense está obligado a gastar en la atención de por vida de los veteranos que han participado en la guerra ni los futuros pagos de intereses del dinero prestado para financiarla.

Además, la gestión de muchos de estos fondos también se ha puesto en entredicho. En un informe presentado al Congreso en octubre de 2020, el organismo de control responsable de la supervisión de los esfuerzos de reconstrucción en Afganistán estimó que se habían perdido unos 19.000 millones de dólares por esta vía entre mayo de 2009 y el 31 de diciembre de 2019.

Recursos de la UE

Pese a que la mayor parte del dinero y las tropas para las operaciones de la OTAN en Afganistán han estado suministradas por EEUU -que ha perdido más de 2.300 soldados durante su misión-, la Unión Europea y sus países miembros también han destinado importantes recursos. Desde 2002, Bruselas ha proporcionado más de 4.000 millones de euros en ayuda al desarrollo a Afganistán, lo que convierte al país en el mayor beneficiario de la ayuda al desarrollo de Bruselas en el mundo.

Paralelamente, muchos países europeos, entre ellos España, también aportaron tropas a las diversas misiones militares dirigidas por Washington. Reino Unido y Alemania, que contaban con el mayor número de tropas en Afganistán después de EEUU, gastaron unos 30.000 y 19.000 millones de dólares respectivamente en el transcurso de la guerra. Alrededor de 450 soldados británicos y 59 alemanes perecieron en combate.


Fuente: El economista


4 visualizaciones0 comentarios
bottom of page